Error: Embedded data could not be displayed.

La hija de Hebe de Bonafini incrementó su patrimonio

La hija de Hebe de Bonafini hasta el 2007 era empleada de la administración pública provincial.

 

En la actualidad mantiene ese empleo y desde fines de mayo es apoderada de la Fundación Madres de Plaza de Mayo, cargo que había desempeñado Segio Schoklender.

Antes de su vínculo con Schoklender, sólo era copropietaria del departamento de la calle 45 entre 20 y 21, que comparte al 50% con su madre. Es un bien inmueble de la década del 80, que no reviste curiosidad para los investigadores. En ese departamento, en 2001, ambas fueron atacadas por un grupo que nunca fue identificado por la justicia. Aquella vez, Alejandra fue la más agredida.

En agosto 2007 compró el departamento de la calle 67. Su valuación de entonces era 50 mil dólares, según tres inmobiliarias de la zona consultadas para este informe. En 2011 valorada en 65 mil.

En enero 2008 compró el semi piso de la calle 44. El contrato fue anterior a la finalización de la obra, es decir “al pozo”. La ponderación del mercado inmobiliarios de entonces fijaba un precio de 80 mil dólares para una propiedad de esas características y en esas condiciones. En noviembre 2009 adquiere la casa de la calle 45. Su precio es 250 mil dólares. Por último, la venta del semi piso de la avenida 44, que en la escritura figura por 25 mil dólares, debió concretarse en 120 mil dólares, según sospecha la justicia. Todos estos montos juntos dan 500 mil dólares.

Lo curioso del caso es, de donde salió el dinero inicial para ella adquirir en primera instancias esos inmuebles ya que en ningún momento Alejandra Bonafini requirió de un crédito hipotecario para concretar la operación. Es por eso que ante tal incremento patrimonial, la hija de la titular de Madres de Plaza de Mayo, vuelta a estar en el ojo de la tormenta.

Compartir

Déjanos tu comentario