Tras el alerta de vecinos, suspendieron fiesta clandestina

187

La Policía de la provincia interrumpió una fiesta clandestina con 50 invitados en la localidad de Goya.

El hecho se registró por calle San Martín entre Tucumán y Evaristo López, tras recibir un llamado telefónico de vecinos por ruidos molestos.

Un patrullero se dirigió al lugar y efectivamente los policías pudieron advertir que se estaba incumpliendo con el aislamiento social y obligatorio. Por violación al artículo 205 del Código Penal le iniciaron una causa al propietario de la casa y además el municipio lo va a multar con una suma de $20.000 pesos. En el caso intervino la Comisaría Primera y Guardia Urbana Municipal.