Preocupa la salud de Alejandro Sabella

215

Sigue internado en terapia intensiva

El DT subcampeón del mundo en Brasil 2014 ya no presenta fiebre, pero permanece hospitalizado. Qué dice el parte médico que difundió la clínica.

La salud del exentrenador del seleccionado argentino Alejandro Sabella preocupa al fútbol nacional. En las últimas horas se fueron sumando saludos y deseos de recuperación para el DT, que permanece internado en terapia intensiva en el Instituto Cardiovascular de Buenos Aires (ICBA) por una infección producida por un virus intrahospitalario.

Sabella sigue dentro de un cuadro delicado y con pronóstico reservado. El parte médico que dio a conocer la clínica dice que Pachorra “padece una cardiopatía dilatada secundaria a enfermedad coronaria y cardiotoxicidad, habiendo ingresado a nuestra institución el día 25 de noviembre de 2020, con shock cardiogénico e infección previa”.

Pachorra habría evolucionado bien en las últimas 24 horas de la infección que le produjo fiebre alta. El tratamiento con antibióticos dio resultado y se espera que siga mejorando, pero sigue dentro de un cuadro complicado. Las próximas 72 horas serán muy importantes.

Sabella ya no presentaría fiebre, pero tiene que completar el tratamiento y seguirá internado para control médico. Es posible que durante el fin de semana, si todo sigue bien, pueda recibir el alta médica para volver a su casa de Tolosa, en la ciudad de La Plata. Todo dependerá de la evolución clínica.

La semana pasada había sido ingresado al instituto médico del barrio porteño de Belgrano por una presunta insuficiencia cardíaca, retención de líquidos y presión. Cuando estaba a punto de recibir el alta se le detectó la infección por un virus intrahospitalario.

La familia de Sabella no quiere que se den a conocer detalles de su estado de salud y el Instituto Cardiovascular no dio ningún parte médico. En medio de este hermetismo, el fútbol argentino está preocupado y pendiente de su pronta recuperación.

Sus antecedentes
En 2015, pocos meses después de renunciar al seleccionado argentino, Sabella sufrió un síndrome coronario agudo y le realizaron una agioplastía. Un año después se le detectó un cáncer de laringe del que logró recuperarse luego de estar en grave estado. Aunque pudo volver a tener una vida normal, su salud no le permitió volver a dirigir desde que dejó la Selección luego del subcampeonato en el Mundial de Brasil 2014.

“Cuando yo estaba peleando para ver si seguía acá con ustedes o me iba para el otro lado, me acordé lo que les decía a mis alumnos, a mis jugadores: ‘No pueden dar menos del 100%’. Y si se los pedía a ellos, yo tenía que luchar para mantenerme con vida”, dijo en agosto de 2018 cuando fue nombrado “Huesped de Honor Extraordinario” por la Universidad Nacional de La Plata.